Martes, 18 de Agosto del 2020 · Publicado a las 12:34

Familia acusó trato desigual de Carabineros en Vichuquén respecto a velatorios y funerales

La denunciante aseguró que sufrieron hostigamientos por parte del personal policial mientras despedían a su abuela, mientras que otra fallecida pudo ser velada y enterrada con gran asistencia de público

Archivo
Escrito por VLN Radio

Como “una injusticia” fue calificado el trato distinto que habría dado Carabineros para dos velatorios y funerales que se efectuaron en la comuna de Vichuquén, desarrollados en las últimas semanas.

La denuncia la hizo Camila, quien señaló que durante la despedida de su difunta abuela, realizada entre el 22 y el 23 de julio, fueron hostigados en reiteradas oportunidades por personal policial de Aquelarre y, en especial, por el jefe del retén.

La afectada indicó que la anciana falleció en su domicilio, ubicado en el sector de Paula, deceso que no fue por Covid-19. “Primero le dio un accidente vascular y luego tuvo una falla multisistémitca. Murió en su casa, del consultorio fueron a constatar su muerte y en la mañana, a primera hora, dimos cuenta al Registro Civil”, relató.

“Luego, pasamos a hablar con Carabineros, para saber el protocolo y así velarla. Ahí nos dijeron que no estaba permitido, que solo teníamos tres horas para enterrarla y  que a la hora que fuimos, ya debíamos haberlo hecho. También dijeron que esto regía para todo el país”, mencionó Camila.

“Les dijimos que ella no murió de Covid-19, que fue en su casa y nunca fue llevada a ningún centro asistencial. Pero el carabinero me dijo que no, que no se podía. Luego hablamos con nuestra familia, en un momento doloroso en el que nos dio rabia, pena e impotencia”, lamentó la afectada.

Posteriormente, la familia consultó a personas de la empresa funeraria, quienes les informaron que el protocolo para personas que no mueren de Coronavirus les concede 48 horas para las ceremonias. “Entonces, podíamos velarla en la noche. A las 21:00 horas llegó Carabineros de nuevo a la casa, preguntando qué había pasado, que por qué no la habíamos enterrado aún, que no cumplíamos con las normas ni el distanciamiento social, siendo que a esa hora casi había pura familia”, dijo Camila.

La mujer indicó que comunicó a los policías que el funeral sería al otro día, apuntando además que los asistentes usaban mascarillas. Sin embargo, los uniformados le manifestaron que había reclamos de vecinos que llamaron y por eso fueron.

Camila agregó que “al otro día, preparamos todo para el funeral. No se podía hacer una misa, según ellos, así que le hicimos un pequeño responso afuera de su casa, en un patio bien grande. Antes del funeral, llega de nuevo Carabineros a decirnos que esto no estaba permitido, que no se podían prestar para algo así y que no se podía hacer nada”.

“Tratamos de que se pusieran en nuestro lugar, con respeto les dijimos que era lo último, que nos dejaran de molestar porque la verdad, fue un rato que fue muy desagradable. Fue denigrante que llegaran ellos a echar a toda la gente”, acusó la denunciante.

En esta línea, Camila advirtió que Carabineros tuvo un trato totalmente diferente con otra anciana del pueblo de Vichuquén, quien falleció en el hospital. Con fotografías, señaló que antes de ese funeral se realizó un acto de despedida en la vía pública y que algunos asistentes, incluyendo el cura que realizó la misa de despedida, no portaban mascarillas y tampoco se respetó el distanciamiento social.

Todo lo anterior habría estado a la vista de los policías que asistieron, incluyendo el jefe de la tenencia de Licantén, mayor Gustavo Estrada. Esto último se lo habría confirmado a Camila el concejal, Ernesto Bravo, presente en la ceremonia.

“Con todo el respeto que se merece la persona que falleció ahora, creo que es una injusticia porque ellos hicieron casi un acto público. Pudieron tener a su ser querido afuera, fue toda la gente que quiso, no hubo distanciamiento social y Carabineros estuvo presente. Fue algo totalmente distinto, se veía gente sin mascarilla. En el Cementerio a nosotros nos restringieron para poder entrar, tenemos una familia grande pero solo pudieron pasar los hijos”, alegó la mujer.

Por último, Camila lamentó que “es una pena que pase todo esto, porque al final es como si existiera gente de dos categorías acá. Nosotros, por querer hacer todo correcto, nos pusieron mil trabas y casi que fue un mal duelo por el hostigamiento. Y ahora ver esta celebración tan linda, que pudieron despedir a su ser querido así, duele porque no pudimos darle a nuestra abuelita ese responso que queríamos entregarle”.

Sigue la cobertura completa

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. VLN Radio podrá eliminar comentarios o bloquear usuarios que considere ofensivos, sea cortés.

Lo último