Jueves, 08 de Junio del 2017 · Publicado a las 11:11

Pedro Heller presiona a los más potentes pilotos de Europa

Archivo
Escrito por VLN Radio

 

Álvaro Mauricio Valdés | Periodista

 

En Portugal se realizó una de las fechas más complejas del Campeonato Mundial de Rally WRC.

El chileno Pedro Heller a bordo de un Ford Fiesta R5 y el argentino Pablo Olmos terminaron en un meritorio 8° lugar de la serie.

Les tocó competir con los más experimentados pilotos del Viejo Mundo: el sueco Pontus Tidemand, el noruego Andreas Mikkelsen, el francés Eric Camilli, el mexicano Benito Guerra y el finlandés Max Vatanen, entre otros.

Esta dupla es la única sudamericana en competencia.

Cubrieron los más de 340,41 kilómetros de pruebas especiales.

La fecha de Portugal se caracterizó por la dificultad de sus caminos.

Los pilotos se encontraron con tramos de piso durísimo.

A medida que los recorrían, se iban rompiendo.

A lo anterior, se suman las dificultades en la elección de compuestos de neumáticos y su correcta administración.

Pedro Heller escogió tres compuestos diferentes.

Sólo el último le acomodó más.

Tras su arribo a la meta, el chileno expresó que “esta fue una fecha muy bonita, con tramos muy duros que nos complicaron en más de una ocasión. Fue una tremenda experiencia, que es uno de nuestros objetivos de 2017, sumar kilómetros y aprender de cada una de las fechas. Esta categoría que no da respiro, por lo que cada carrera es una suma para nuestro crecimiento”, dijo.

El binomio criollo conduciendo un Ford Fiesta R5 logró un crono acumulado de 4 horas, 12 minutos y 5,9 segundos, les relegó al 8° mejor tiempo de la serie WRC2, con una diferencia de apenas 17 minutos y 48,3 segundos del ganador de la categoría, el sueco Pontus Tidemand.

La próxima fecha internacional corresponde al WRC Polonia quedando programada entre el 29 de junio y el 2 de julio.

 

 

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. VLN Radio podrá eliminar comentarios o bloquear usuarios que considere ofensivos, sea cortés.

Lo último