Hospital de Curicó deberá indemnizar a mujer que perdió su ojo por malos tratamientos

La mujer quedó, finalmente, con una prótesis ocular.
Archivo
Publicado por: José Lucena

La Corte Suprema condenó al Hospital San Juan de Dios de Curicó a pagar una indemnización de $30 millones a una paciente que perdió un ojo como consecuencia de un mal diagnóstico y tratamiento de dos médicos de dicho centro asistencial.

Todo se originó la mañana del 17 de noviembre, cuando la víctima recibió el impacto de un trozo de piedra en su ojo izquierdo mientras limpiaba hortalizas, lo que le causó dolor y sangramiento.

Fue tras esto que la mujer acudió al recinto asistencial, donde el primer doctor le recetó un ungüento oftabiótico, mientras que el segundo le ordenó tomar ketorolaco, betametasona y metamizol, con indicación de presentarse al policlínico de urgencia oftalmológica.

Fue sólo tras empeorar su situación habiendo seguido estas instrucciones que la mujer acudió a otros servicios de salud, donde se hicieron intentos infructuosos por salvar su ojo, tras lo que finalmente debieron vaciar su cavidad ocular debido al alcance de los daños.

La Suprema acogió la resolución de la Corte de Apelaciones, pero redujo a la mitad el monto de la indemnización por considerar que este se aumentó por motivos que no correspondían en la sentencia de segunda instancia.

La mujer quedó, finalmente, con una prótesis ocular que debe ser renovada cada 5 años y mantenida cada 6 meses.

LEER ARTICULO COMPLETO
Ver los comentarios